¿Qué se considera contenido en mi seguro de hogar?

Hace unas semana, publicamos este artículo en el que comentamos si era obligatorio o no suscribir un seguro de hogar para mi vivienda. Hoy queremos describir uno de los elementos fundamentales de esa póliza como es lo que se conoce por “contenido”. Vamos a ver qué elementos lo componen, y cómo valorarlo.

Lo esencial en los seguros de hogar

Los seguros de hogar, en un principio, se conocían únicamente como pólizas de incendio, porque solamente cubrían ese riesgo. De hecho en muchas viviendas, encima de la puerta de acceso, podemos ver “asegurada de incendios”. Más adelante, se han ido introduciendo garantías, convirtiendo este seguro en lo que hoy conocemos como “multirriesgo”, ya que tiene muchas más coberturas que antes.

Los elementos fundamentales de un seguro de hogar, hoy en día, son:

  1. Continente
  2. Contenido
  3. Responsabilidad civil

Son las tres patas esenciales de una póliza, para que la pudiéramos considerar completa.

Familia disfruta de su vivienda

El contenido y mis bienes en la póliza de hogar

Hoy nos vamos a centrar en el segundo elemento. Para la fácil comprensión de nuestros clientes, siempre decimos que debe considerarse contenido, todo aquello que, si nos mudáramos a otra casa, nos podríamos llevar con nosotros.

¿Qué tipo de bienes son estos?

  • Ropa
  • Muebles
  • Electrodomésticos
  • Ordenador, teléfonos
  • Joyas y objetos de valor
  • Alimentos

Una vez identificados estos bienes, queda la segunda parte de la cuestión: ¿cómo valoramos estos bienes?
Creemos que, en este caso, lo mejor es realizar una especia de inventario, y darle un valor aproximado a cada uno de los elementos que tenemos, especialmente aquellos de un coste elevado.

Si necesitas que te ayudemos a mejorar tu seguro de hogar, o a darle un valor correcto a tu contenido, ponte en contacto con nosotros. Llámanos y ponte en buenas manos.

20-enero-2017|Noticias, Estudios y Asesoramiento, Particulares, Actualidad|