Ventajas de contratar tus pólizas con una correduría de seguros

Una correduría de seguros se caracteriza por su independencia, es decir, por la inexistencia de vinculación con cualquier compañía de seguros. Ello le permite garantizar la objetividad de sus propuestas y la mejor relación calidad-precio posible. Hoy veremos todas las ventajas que conlleva tener los seguros en una Correduría con experiencia en el sector.

Diferencias de una Correduría sobre otros proveedores de seguros

La independencia es un factor diferencial respecto a las agencias exclusivas y a los operadores banca-seguros exclusivos que, sencillamente, por su dependencia con la compañía, solo tienen un producto que pueden ofrecer. Por ello, carecen de ese “análisis objetivo” que la correduría realiza a sus asegurados. Ese análisis consiste en la obligación de la Correduría en estudiar una póliza en varias compañías.
Lo mismo sucede al contratar directamente con las compañías de seguros: solo te ofrecen su producto y no tienes defensa de tus derechos ante un siniestro.

En esta entrada, hablábamos de las diferencias entre contratar nuestros seguros con una correduría o suscribirlos con la banca.

Además, existen unas exigencias de formación que impone la Ley de mediación de seguros a las corredurías y sus empleados. Estas horas de formación son superiores a las de otros proveedores, por lo que sus conocimientos técnicos suelen ser mejores.

Los seguros con una correduría

Ventajas económicas de tratar con una Correduría

No solo encontramos un mayor abanico de compañías a las que acceder y un mejor conocimiento del sector. Si no que, al mismo tiempo, el precio ofertado por la correduría es mejor que el que se podría alcanzar acudiendo de manera directa a las compañías aseguradoras.

El motivo es simple: al vender un volumen de pólizas elevado, la compañía habilita a esas corredurías a la realización de descuentos comerciales, pudiendo llegar hasta el 50% en algunos casos. Hablamos en seguros de vida, comunidades, hogar,…

Defensa de derechos del asegurado frente a la compañía

Pero, principalmente, lo que debe ofrecer una correduría es un buen servicio post-venta. A la hora de producirse un siniestro, es cuando realmente se aprecia la contratación de una póliza de garantías, y cuando se debe hacer valer la confianza que el cliente deposita en la correduría.
Por ello, disponemos de un departamento de siniestros profesional y cualificado, para ofrecer la tranquilidad de que tu siniestro va a ser bien gestionado, con rapidez y eficacia.

¿Es esto posible en una póliza contratada directamente con una compañía o con una compañía online?
Lo cierto es que no, ya que son ellos quienes van a tener que pagar el siniestro de su bolsillo…¿qué interés pueden tener en pagar de forma íntegra y rápida a un perjudicado? Lo cierto es que nuestra labor es hacer justicia y que no puedan excluir un siniestro injustificadamente, ni que se abone ni un euro menos de lo que el cliente debería percibir.

Contacta con nosotros y comprueba estas ventajas tanto en precio como en el servicio prestado. Encontrarás los mejores seguros con un gran servicio. Ponemos el foco siempre en nuestro cliente.

20-enero-2015|Noticias, Empresas, Profesionales / Autónomos, Particulares, Actualidad|